28 de mayo de 2020 | Daniel Solano Sújar

Nuestros mayores, ellos que nunca dejan de estar ahí

Ese cariño que nos sigue uniendo en la vida familiar

Nuestros mayores, ellos que nunca dejan de estar ahí
Nuestros mayores, ellos que nunca dejan de estar ahí
Son tiempos tristes, muy tristes ante la adversidad, son tiempos de duelos y de muchos mayores que nos han dejado por culpa de este maldito bicho, ese coronavirús asesino.


Nuestros mayores, esas personas sabias, que desde muchos años, cuidaban la salud de las familias, personas que siempre tenían ese lugar, en esa mesa de camilla, siempre la veías, haciendo esas labores, con un alto nivel de perfección, ellas que mimaban a los mas pequeños, esas que trabajaron muy duro para sacar a sus familias adelante, ellas que nunca dicen la palabra “NO”, siempre están dispuestas en las ayudas, esa abuela y ese abuelo, parte fundamental en la educación familiar, son muchas, muchas, y todas son queridas como se merecen, alguna vez te encuentras con situaciones, que son muy contrarias a este comportamiento, pero la mayoría son personas muy queridas y amadas y nunca olvidadas.
Hoy quiero dedicarle unas líneas llenas de cariño y respeto, a una gran mujer, abuela y madre, que la vida le deportó un duro golpe, ante el fallecimiento de su esposo, pero que esa falta la supo suplir de una forma extraordinaria, la YAYA ELI, es esa persona a la que tanto afecto y cariño, siempre nos trasladó, una mujer con un carisma de buenísima persona, lo lleva grabado en su rostro, y nunca le podré pagar el cariño que le dio a mis hijos y a mi mujer, en todo ese tiempo que tuvimos la oportunidad de tenerla cerca en esta ciudad de Madrid.

Ya hace muchos años que vive en ese bonito pueblo del Puerto de Santa María, ya es nonagenaria y a pesar de los años, siempre está preguntado por mis hijos, mi María y mi Dani, tienen en sus recuerdos, ese amor que ella les trasladaba cuando de muy pequeños, se los dejábamos, muchas tardes y muchas veces, su sonrisa era estimulante cuando llegábamos a esa casa en la calle Rafael del Riego, en ese Paseo de las Delicias, ese entrañable barrio madrileño en el ella tanto disfrutó, ELISA LÓPEZ AROCA, belmezana de nacimiento, y es una abuela exquisita que se sigue desviviendo por sus nietas y por su bisnieta, su carácter agradable es digno de mencionar, nunca una mala palabra, siempre los brazos abiertos y repartiendo y repartiendo cariño y amor a todo el mundo, una mujer sencillamente maravillosa, que está pasando su vida ,dándosela a los demás, como decía ni un mal gesto, sólo le brilla los ojos cuando nos acercamos a verla, así son nuestros mayores, esos a los que tenemos que cuidar y agradecerle todo ese inmenso esfuerzo, compromiso, lealtad y esa humildad, que junto con su empatía ,hacen de ella, esa persona maravillosa, nunca te podré agradecer todo el cariño que le mostraste a mi querida mujer en su tiempo de vida en este mundo ,se las lágrimas que derramaste ante ese óbito, sé que la tienes presente, como tenías a tu amiga su querida madre y sé lo que quieres a nuestros hijos, y sé lo que mis hijos María y Dani, quieren a su Yaya Eli, esa mujer maravillosa, que desde muy pequeños los acogió como si fueran sus propios nietos, te quiero Eli, siempre te querré, nunca dejarás de estar en mi corazón, que DIOS te bendiga.


 
Bookmark and Share

Comentarios

No existen comentarios para esta publicación
Deja un comentario

<< Volver a Daniel Solano Sújar
Desde ahí arriba seguirá dándonos cariño y mucho amor

Una estrella belmezana que alumbra a todos los suyos

Desde ahí arriba seguirá dándonos cariño y mucho amor

 
El trabajo y su formación es su meta

El aprendizaje y el respeto, bases del éxito deportivo

El trabajo y su formación es su meta

 
Nunca perdieron su acento

Sus raíces, su gran tesoro

Nunca perdieron su acento

 
< 1 | 2 | 3 | 4 | 5 | 6 | 7 | 8 | 9 | 10 > >>
 

Directo a...

© INFOGUADIATO.COM | Tfno: 670 97 99 88 | digitalnavarro@gmail.com | 14200 · Peñarroya | Diseña y desarrolla Xperimenta